Descubre la oportunidad de recogerte y retirarte de la vida cotidiana para hacer oración y meditar sobre algún aspecto de tu vida cristiana.